- elpueblodigital.es - https://www.elpueblodigital.es -

Hacienda ofrece a la CCAA emitir deuda a tipo cero durante 3 años

Cristóbal Montoro

Cristóbal Montoro

Sólo a aquellas que no se hayan acogido al Fondo de Liquidez Autonómico

El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, propuso ayer a las comunidades autónomas no acogidas al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) acceder a una línea de financiación a tipo cero, durante 2015, 2016 y 2017 con una dotación máxima estimada de 12.280 millones de euros.

Fue durante el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), cuando el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, explicó esta y otras medidas a los consejeros de Economía y Hacienda autonómicos. A las Comunidades que sí se hayan acogido al FLA en años anteriores en vez de financiarse a tipo cero se les permitirá reducir el interés de la deuda ya emitida en 2012, 2013 y 2014, así como el interés de los préstamos concedidos a través del plan de pago a proveedores.

De esta manera, Aragón, Extremadura, Galicia, Castilla y León, Madrid, La Rioja, País Vasco y Navarra podrán disfrutar de nueva financiación al mismo tipo de interés que se financie el Estado.Por su parte, Andalucía, Asturias, Baleares, Canarias, Cantabria, Castila-La Mancha, Cataluña, Murcia y Comunidad Valenciana se beneficiarán de la reducción de los tipos a pagar por los préstamos del FLA en 2015.

Por otro lado, el Estado asumirá el coste de la devolución del ‘céntimo sanitario‘, pese a ser un impuesto que recaudaron las comunidades, al tiempo que transferirá a las regiones la recaudación del impuesto de depósitos bancarios.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), Montoro explicó que con este plan «todos salimos ganando» porque las medidas, que se aprobarán en su mayoría el próximo viernes, impulsarán la creación de empleo y garantizarán la prestación de los servicios públicos fundamentales, ya que se podrán acoger, sin excepciones, todas las Comunidades Autónomas y Entidades Locales, incluidos los ayuntamientos.

Montoro está convencido de que este sistema será finalmente aceptado por las Autonomías «porque trasladará el ahorro obtenido en los mercados financieros a todas las Administraciones Públicas, que podrán priorizar el gasto social, además de ayudar a aquellas regiones que están aún en serias dificultades de financiación al tiempo que se impulsa la actividad económica de las que han conseguido superarlas.

Y es que desde 2012, el Estado ha prestado a las CCAA y Entes Locales a través de los mecanismos de financiación un total de 104.614 millones de euros en liquidez, de los que más del 70% se ha destinado a financiar servicios públicos fundamentales, sanidad, educación y servicios sociales, además de pagar a sus proveedores.

Ahora, todos los mecanismos de apoyo a la liquidez de las Comunidades Autónomas quedarán englobados en el Fondo de Financiación a CCAA, y los mecanismos de apoyo a la liquidez de las Entidades Locales, quedarán recogidos en el Fondo de Financiación a EELL.

Para aquellas Autonomías que cumplan los objetivos de estabilidad presupuestaria y quieran adherirse a los planes no habrá necesidad de acordar un plan de ajuste. Además, mantendrán el tipo de interés del 0% durante los años 2015, 2016 y 2017, según su cumplimiento, para el pago de todos los vencimientos, deuda comercial y liquidaciones negativas. Y aquellas que no se sumen a este nuevo plan y no cancelen por sí mismas las deudas quedarán sujetas a retenciones del sistema de financiación autonómica, para realizar estos pagos.

El sistema no ha gustado a todos por igual. Así, la consejera de Hacienda de Andalucía, María Jesús Montero, calificó estas medidas como «parches» que no resuelven el problema de fondo, que según apuntó es la necesidad de que se cree un nuevo sistema de financiación autonómica. Por su parte, el consejero de Economía de la Comunidad de Madrid, Enrique Ossorio,ha rechazado a las medidas por entender que suponen una «injusticia» respecto a las comunidades cumplidoras.

También se ha mostrado muy crítico el consejero de Economía y Hacienda de Canarias, Javier González Ortiz, para quien las medidas son «una auténtica locura», así como también una actuación «discriminatoria». Canarias rechaza la quita de intereses de la deuda de las comunidades autónomas porque la considera injusta, discriminatoria y perjudica a las Islas.

El consejero canario dice que es mejor que la condonación de intereses se emplee en un fondo transitorio para nivelar a las comunidades que están por debajo de la media en la recepción de los recursos necesarios para sostener la sanidad, la educación y los servicios sociales.

González Ortiz se pregunta por qué si hasta ahora el argumento para negarse a reformar el sistema de financiación era que el Estado no disponía de recursos suficientes cómo es que ahora sí hay dinero para una medida que lo que hace es incidir en la discriminación de unos territorios y ciudadanos frente a otros. Eso sí, está de acuerdo en que todas las comunidades autónomas puedan beneficiarse de los bajos tipos de interés que obtiene el Tesoro de España en los mercados.

«Lo que no podemos aceptar -destaca Ortiz-, es que estos fondos extra se repartan sin criterios objetivos, como podrían ser el PIB de cada territorio, el cumplimiento de déficit o su financiación específica. Es inadmisible que, por el contrario, se distribuyan en función de la gestión realizada por cada administración premiando a aquellas que han acumulado más déficit y deuda».

Desde Cataluña, por el contrario, el consejero Andreu Mas-Collel reconoce los avances de estos nuevos mecanismos, como cobrar al 0% los intereses de la deuda, algo que tilda de «positivo», pero reprocha que no se aborden la reforma del sistema de financiación y la distribución del objetivo de déficit entre el Estado y las autonomías.

También el conseller de Hacienda y Administración Pública valenciano, Juan Carlos Moragues, cree que «las nuevas medidas abren la vía para una mejora sustancial y considerable de las condiciones de financiación, beneficiando especialmente a la Comunitat Valenciana». Moragues asegura que el hecho de que el Estado asuma la carga financiera de las Autonomías es un «hito hisórico». Y afirma que derivará en menos déficit para el conjunto del Estado.