1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (1 votos, media: 5,00 de 5)
| Print This Post

El PPN pide derogar la Disposición Transitoria Cuarta

Ana Beltrán

La presidenta del Partido Popular de Navarra, Ana Beltrán

Ante el nuevo impulso que los vascos quieren dar a las “relaciones” con Navarra

La presentación ayer por parte del PNV de su propuesta para actualizar el autogobierno vasco a través de la reforma del Estatuto de Guernica ha puesto los pelos de punta a los del Partido Popular de Navarra (PPN).

Los populares no quieren, ante la propuesta del Partido Nacionalista Vasco (PNV) de “establecer vínculos políticos con Navarra a través de la voluntad ciudadana”, tal y como reza en el documento de los nacionalistas vascos, “seguir con esa espada de Damocles sobre la cabeza de todos los navarros”.

En este sentido, el PPN insiste en la necesidad de derogar la Disposición Transitoria Cuarta de la Constitución, que señala que en el caso de Navarra, y a efectos de su incorporación al Consejo General Vasco o al régimen autonómico vasco que le sustituya (…) la iniciativa corresponde al Órgano Foral competente, el cual adoptará su decisión por mayoría de los miembros que lo componen. Para la validez de dicha iniciativa será preciso, además, que la decisión del Órgano Foral competente sea ratificada por referéndum expresamente convocado al efecto, y aprobado por mayoría de los votos válidos emitidos.

“No podemos permitir que los navarros sigan, 40 años después de aprobarse la Constitución, con esta espada de Damocles sobre sus cabezas, y con las continuas amenazas e intromisiones por parte de los partidos nacionalistas vascos”, claman desde el PPN.

“No podemos consentir las continuas injerencias del PNV y de Bildu en este sentido, por lo que pedimos que se derogue la Disposición Transitoria Cuarta para evitar la amenaza”, concluyen los populares navarros, que ven cómo desde las eleciones de mayo de 2015 el PNV se ha lanzado a la “conquista” de Navarra.

La penúltima demostración de que los nacionalistas vascos buscan la anexión de facto de Navarra la denunció hace dos semanas el portavoz de Educación del PPN en el Parlamento foral, Javier García, quien acusó al Gobierno de Navarra de Uxue Barkos de practicar el “fundamentalismo lingüístico”.

Barkos (Geroa Bai) gobierna desde 2015 la comunidad foral gracias al apoyo de EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra y la abstención del PSN-PSOE, y ha dado “un lugar de honor” al euskera en la Oferta Pública de Empleo de 73 plazas de maestros.

Para García “es vergonzoso que el Gobierno de Navarra siga empeñado en priorizar las plazas de euskera frente a las de castellano, demostrando una vez más que lo único que le guía son sus intereses identitarios por encima de nuestra realidad sociolingüística y de la demanda educativa”. Según el portavoz de Educación popular, el reparto de plazas establecido “es totalmente desproporcionado” e ignora que “la enseñanza en castellano es mayoritaria en Navarra”.

Lo que hace Uxue Barkos, en palabras de García, es “pisotear los derechos de los opositores y jugar con su futuro, dejando fuera de juego a los funcionarios que no hablen euskera”. Un ejemplo del “fundamentalismo lingüístico” del Ejecutivo foral, remató.

Tags: , , , , ,