1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

La UE refuerza la frontera griega ante la ola de refugiados ‘turcos’

Frontex

Dos agentes de Frontex vigilan un punto de la frontera entre Grecia y Turquía

El gobierno de Recep Tayyip Erdogan está abriendo las vallas y dejando pasar a miles de refugiados

Frontex lanzará una rápida intervención fronteriza en las fronteras exteriores de Grecia

La Agencia Europea de Fronteras y Costas (Frontex) reforzará la vigilancia en la frontera de Grecia con Turquía, país que está dejando pasar a miles de refugiados -sirios y libios principalmente- que tratan de alcanzar territorio europeo.

Personal de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) comunicó el sábado que había al menos 13.000 personas en los puntos fronterizos de Pazarkule e Ipsala, en la frontera entre Turquía y Grecia. Las informaciones describen a familias enteras con niños pequeños a lo largo de toda la frontera de 212 kilómetros entre Turquía y Grecia. Además, «el número de migrantes que se movían a través de Edirne hacia la frontera aumentaba a medida que llegaban automóviles, taxis y autobuses desde Estambul», dijo el jefe de misión de la OIM en Turquía, Lado Gvilava.

Ante este desafío del gobierno de Recep Tayyip Erdogan, que ha colaborado con la Unión Europea en la contención de los inmigrantes en sus fronteras y que ahora busca el apoyo europeo en su guerra en Siria, el departamento que se encarga de vigilar la seguridad exterior de la Unión ha acordado ayudar a Grecia a lidiar con la gran cantidad de migrantes que están llegando a sus fronteras.

Erdogan llegó a amenazar en un discurso televisado la semana pasada con «empujar» hacia Europa a los más de 30.000 refugiados que sobreviven en suelo turco gracias al acuerdo alcanzado con la Unión Europea en 2016.

Las intervenciones fronterizas rápidas están diseñadas para brindar asistencia inmediata a un Estado miembro de la UE que se encuentra bajo presión urgente y excepcional en su frontera exterior, especialmente en relación con un gran número de personas no pertenecientes a la UE que intentan ingresar ilegalmente a su territorio. “Dada la rápida evolución de la situación en las fronteras exteriores griegas con Turquía» el director ejecutivo de Frontex, Fabrice Leggeri ha decidido enviar soldados y equipos de todos los Estados miembros de la UE y los países asociados a Schengen».

A partir del próximo año Frontex contará con los primeros 700 oficiales permanentes«, agregó Leggeri, que ya está reasignando personal de otras operaciones para proporcionar a Grecia asistencia inmediata. Este tipo de «intervenciones» se conforman con grupos de 1.500 oficiales de los Estados miembros de la UE y los países asociados a Schengen, que deben proporcionarlos en cinco o 10 días como máximo.

Turquía es uno de los interlocutores más destacados en la guerra de Siria. Junto a Rusia ha llevado la voz cantante a la hora de lograr algún alto el fuego en el país aún gobernado por Bashar al-Asad.

Google Maps

Turquía es la «frontera» más complicada de la Unión Europea (Google Maps)

Un experto en conflictos internacionales, el coronel Felipe Sánchez Tapia, dibujó para el Instituto Español de Estudios Estratégicos (IEEE) el panorama turco cuando el año pasado se cumplieron 35 años del asesinato de tres gendarmes a manos de militantes del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (Partiya Karkeran Kurdistan-PKK, por sus siglas en kurdo) en el sureste de Turquía; fue el primero de una serie de atentados y enfrentamientos armados que, finalizando 2019, han provocado ya cerca de 50.000 víctimas mortales entre miembros de las fuerzas de seguridad, personal civil y militantes del PKK.

El conflicto abierto entre el Estado y el PKK vive uno de sus periodos de mayor virulencia. El Gobierno, tras varios intentos frustrados de alcanzar soluciones negociadas, ha optado por la derrota militar sin condiciones, por el aplastamiento del PKK hasta su completa desaparición y por su inhabilitación como interlocutor válido para alcanzar cualquier solución negociada. La presión policial en el interior del país es enorme y no lo es menos la militar en el norte de Irak y Siria, donde se llevan a cabo operaciones encaminadas a erradicar la presencia del PKK, en el primero de los casos, y a limitar la del PYD, filial siria del PKK, en el segundo.

La estrategia actual del Estado turco pasa por establecer una clara separación entre la organización terrorista, que ha hecho del crimen organizado una forma de vida, y las reivindicaciones legítimas de la minoría kurda para el reconocimiento de sus peculiaridades por otro. Los aspectos identitarios del conflicto han pasado a formar parte integral de su resolución y el Estado, consciente de ello, ha hecho gestos considerables a lo largo de los últimos años. Aún con todo, la prudencia se impone a la hora de realizar concesiones a movimientos o partidos nacionalistas.

En este contexto, Sánchez Tapia opina que el final de este conflicto se presenta esquivo. 

Tags: , , , , , ,