1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (1 votos, media: 5,00 de 5)
| Print This Post

Naciones Unidas admite desidia ante la crisis en Venezuela

Nicolás Maduro

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, con un “lingotico” de oro en la mano

Recuerda que sólo las organizaciones de derechos humanos y los gobiernos de España y EEUU han puesto sobre la mesa la grave crisis que sufre el país caribeño

El alto comisionado de la ONU para los derechos humanos, Zeid Ra’ad al Hussein, ha admitido hoy que la presión internacional sobre el gobierno venezolano de Nicolás Maduro tardó mucho en activarse.

Zeid Ra’ad al Hussein ha reconocido también que de haber reaccionado antes la actual crisis que vive el pueblo venezolano podría haberse atajado.

“La presión real del Grupo de Lima (grupo de 17 países reunidos para buscar una salida a la crisis de Venezuela) empezó apenas hace un año y medio”, ha dicho Zeid en un encuentro con periodistas en el que ha recordado que “las muestras de preocupación sólo se han trasladado en los últimos años desde los organizaciones de derechos humanos y los Gobiernos de España y Estados Unidos”.

Zeid ha señalado que se debió haber denunciado mucho más pronto “la politización del Poder Judicial y las detenciones arbitrarias de los opositores políticos y ciudadanos” críticos con el régimen de Maduro. “Quizás así la crisis se hubiera parado antes”, ha insistido.

En este sentido, el alto comisionado ha reprochado a la mayoría de países que hayan cerrado los ojos ante “las primeras señales de alerta” del deterioro de los derechos humanos en Venezuela.

Zeid ha explicado que lleva cuatro años pidiendo al Gobierno de Caracas que le invite oficialmente a él y a sus colaboradores a visitar el país, una misión que ya no podrá cumplir ya que en dos días concluye su mandato como alto comisionado. Al respecto espera que su sucesora, la ex presidenta de Chile Michelle Bachelet, siga denunciando sin descanso las violaciones de los derechos humanos en el país caribeño.

La situación en Venezuela demuestra una vez más el fracaso de la ONU en su intento de poner paz y orden en el mundo. El resultado de la política de “diálogo” de Naciones Unidas es que más de 5.000 personas abandonan a diario Venezuela, donde el sarampión se ha vuelto endémico. Hace un año el Ministerio de Asuntos Exteriores de España recomendaba llevarse hasta el  jabón si se viajaba al país. Tal es la avalancha de emigrantes que los gobiernos de Colombia, Perú y Brasil han aplicado medidas de contención ante los millones de venezolanos que huyen de la inseguridad, la violencia, la escasez de comida y medicinas o la falta de medios para ganarse la vida.

Si Brasil ha enviado al Ejército a la frontera con la república bolivariana, los gobiernos de Ecuador y Perú han comenzado a pedir pasaporte. El problema es que “en este momento, en Venezuela es muy difícil obtener pasaporte porque cuesta mucho y el trámite es muy largo. A veces no hay papel y tinta para producir pasaportes”, detalló hace unos días Yukiko Iriyama, la representante adjunta de ACNUR en Colombia.

Si las cifras económicas son escalofriantes -el Fondo Monetario Internacional (FMI) prevé una inflación anual para Venezuela de hasta el 1.000.000% este año- las “humanas” no son menos impactantes.

Según ACNUR, unos 5.000 venezolanos abandonan cada día su país. Entre 2.700 y 3.000 cruzan a diario de Colombia a Ecuador. Más de 2,3 millones de venezolanos viven en el extranjero. 1,6 millones han salido desde 2015 y un 90% de ellos se ha quedado en América del Sur. A Colombia han llegado 870.000 venezolanos, aunque algunos organismos elevaban en marzo esta cifra por encima del millón. En Perú hay 420.000 venezolanos. En las últimas semanas, han cruzado la frontera unos 2.000 al día. A España también han emigrado cientos de venezolanos.

El FMI estima que la economía de Venezuela “decrecerá” un 18% en 2018 y un 5% en 2019. La situación no puede menos que empeorar… en el país con las reservas de petróleo más grandes del mundo y unos yacimientos de oro y minerales interminables, según la ficha que ha elaborado el ICEX recientemente y que puede leer aquí.

Tags: , , , , ,