1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (1 votos, media: 5,00 de 5)
| Print This Post

Europa será el primer continente neutro en 2050

Pacto Verde UE

Estos son los planes de la nueva CE para la Unión

Gracias al Pacto Verde presentado este miércoles por la nueva Comisión Europea

La nueva Comisión Europea ha presentado hoy el Pacto Verde Europeo, una nueva estrategia de crecimiento «sostenible» que convertirá a Europa en el primer continente climáticamente neutro en 2050.

Durante la presentación la presidenta Ursula von der Leyen ha declarado que la Unión Europea demostrará al resto del mundo «cómo ser sostenible y competitivo» sin emitir gases de efecto invernadero.

Por su parte, el vicepresidente ejecutivo Frans Timmermans ha usado el nuevo «eslogan» adoptado hace unos días por el Parlamento Europeo que sostiene que «estamos en situación de emergencia climática y medioambiental» para presentar el plan que «transformará» el modelo económico europeo.

Se trata de «reducir las emisiones, restablecer la salud del medio ambiente, proteger la fauna silvestre, crear nuevas oportunidades económicas y mejorar la calidad de vida de los ciudadanos». ¿Cómo? Impulsando «el uso eficiente de los recursos mediante una economía limpia y circular y detener el cambio climático, revertir la pérdida de biodiversidad y reducir la contaminación».

El Pacto Verde Europeo abarca todos los sectores de la economía, especialmente los del transporte, la energía, la agricultura, los edificios y las industrias, como las de la siderurgia, el cemento, las TIC, los textiles y los productos químicos.

¿Cuánto costará? Se calcula que cumplir los objetivos actuales en materia de clima y energía para 2030 requerirá 260.000 millones de inversión anual adicional, lo que representa aproximadamente el 1,5 % del PIB europeo de 2018.

Para conseguirlo hay que movilizar no sólo al sector público, sino también al privado, al que la Comisión «incentivará» con «la Estrategia de Financiación Ecológica», un plan de inversiones canalizado a través del Banco Europeo de Inversiones, «el banco climático europeo».

El BEI ya apoya activamente la energía limpia. Un ejemplo de cómo lo hace en España, donde el año pasado «invirtió» cerca de 1.300 millones de euros en energía «verde», es el crédito de 76,5 millones de euros con el que Encavis AG, uno de los principales productores de energía renovable, y Solarcentury, empresa mundial de energía solar integrada, construirán una planta solar fotovoltaica en Talayuela (Extremadura).

Producirá energía limpia suficiente para abastecer anualmente a 150.000 hogares y con 300 MWp será uno de los proyectos de energía solar de mayor potencia de Europa, que, además, contribuirá a reducir las emisiones de CO2 en más de 171.000 toneladas al año y dará trabajo a unas 400 personas durante la fase de construcción. Su coste total está cifrado en 228 millones de euros, de los que 165 serán financiados.

Todos los proyectos «verdes» requieren financiación pero también garantías de futuro. Por eso se acompañan de un acuerdo de compra de energía (PPA). En este caso, se garantiza el precio de compra de aproximadamente el 75% del volumen de producción durante los próximos 10 años.

Como no todas las regiones y los Estados miembros parten de la misma situación «climática» y algunas son más dependientes de la producción de combustibles fósiles, la Unión Europea apoyará más a las que más dependen  del uso intensivo de carbono. En este sentido, facilitará el acceso a programas de reciclaje profesional y oportunidades de empleo en nuevos sectores económicos.

Este «plan verde» exige revisar todas las leyes aprobadas durante los últimos años y reformar el sistema europeo de comercio de emisiones (ETS, por sus siglas en inglés) para encarecer el precio de las emisiones. El sector marítimo, hasta ahora eximido, comenzará a formar parte de los «paganos». Puede conocer aquí las acciones clave del Acuerdo Verde Europeo (en inglés).

Entre 1990 y 2018 la Unión Europea ha rebajado sus emisiones un 23% mientras su Producto Interior Bruto ha crecido un 61%. Para lograr su nuevo objetivo de «emisiones cero» la Comisión se guiará por los datos científicos contrastados de manera exhaustiva por el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC), la Plataforma Intergubernamental Científico-Normativa sobre Diversidad Biológica y Servicios de los Ecosistemas (IPBES), el Panorama de los Recursos Globales (Global Resources Outlook) y los informes de estado y perspectivas de 2019 de la Agencia Europea de Medio Ambiente.

Para Marc-Olivier Herman, líder de la política de justicia económica de la UE de Oxfam, el quid del Acuerdo Verde Europeo es saber si brindará la acción urgente y ambiciosa que se necesita para responder a la crisis climática». Herman ha señalado que las recientes inundaciones en África oriental muestran que millones de personas en los países más expuestos a la crisis climática ya están pagando el precio de las emisiones globales.

“Para que la economía europea sea realmente sostenible, la UE también debe abordar los impactos ambientales y las violaciones de los derechos humanos de las empresas europeas. Millones de personas que producen los alimentos que comemos y los productos que compramos sufren de malas condiciones de trabajo y degradación ambiental. Lamentablemente, el proyecto publicado hoy no contiene un compromiso claro de que la UE utilizará su poder legislativo para responsabilizar a las empresas en todas las cadenas de suministro», ha puntualizado. 

Tags: , , , , ,