1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (1 votos, media: 5,00 de 5)
| Print This Post

El nuevo PE apoya la posición de la UE ante el Brexit

Brexit

Pinche sobre la imagen si quiere saber a quién afecta más el brexit

La Cámara rechazará cualquier acuerdo de salida que no incluya un mecanismo de protección para Irlanda

«El acuerdo de retirada alcanzado entre Londres y la UE es justo, equilibrado y proporciona seguridad jurídica». Es la parte central de la declaración aprobada esta mañana con 544 votos a favor, 126 en contra y 38 abstenciones en el nuevo Parlamento Europeo (PE) salido de las urnas el pasado mes de mayo.

Los recién estrenados eurodiputados han reiterado su apoyo a un brexit ordenado. En este sentido, la Eurocámara sigue apoyando una salida ordenada del país de la UE basada en el acuerdo de retirada ya negociado.

El documento subraya que el acuerdo respeta las líneas rojas del Reino Unido y los principios fundamentales de la UE. Por amplísima mayoría el texto hace hincapié en que el acuerdo salvaguarda los derechos de los ciudadanos europeos y británicos, incluye un mecanismo para la liquidación financiera de las obligaciones del Reino Unido y responde a la petición del Reino Unido de un período transitorio.

Además, contempla un sistema para garantizar el mantenimiento del statu quo en Irlanda y la garantía de la cooperación entre el norte y el sur de la isla. La importancia de este asunto se percibe en que se podría volver a la propuesta original de la UE de establecer sólo un mecanismo de protección para Irlanda del Norte; y a examinar “soluciones alternativas” siempre que sean creíbles desde un punto de vista jurídico y operativo y estén en consonancia con los principios rectores de la UE. Eso sí, la Cámara ha dejado claro que no darán su aprobación a un acuerdo de retirada sin un mecanismo de protección para Irlanda.

Respecto a la asunción de responsabilidades, el texto señala que Londres tendría que asumir todas en caso de una salida sin acuerdo. En este sentido, resalta que la posibilidad de una retirada sin acuerdo no eximiría a Reino Unido de sus obligaciones y compromisos financieros y tampoco de sus responsabilidades sobre los derechos de los ciudadanos y sobre el cumplimiento del Acuerdo del Viernes Santo. Todos son requisitos imprescindibles para que el PE respalde la futura relación entre la UE y el Reino Unido.

En este contexto y ante el riesgo de un brexit sin acuerdo, los eurodiputados han mostrado su preocupación por el mecanismo administrativo elegido por el Reino Unido (“settlement status”).

La resolución también anima a los 27 a ser generosos y ofrecer seguridad jurídica a los ciudadanos británicos residentes en toda la UE.

A pesar de que el primer ministro británico, Boris Johnson, ha desechado una posible prórroga sin la cual Reino Unido tendrá que abandonar la UE el 31 de octubre, los europarlamentarios se muestran partidarios de extender el periodo de negociación previsto en el artículo 50 del Tratado, si el Reino Unido lo solicita.

En ese caso, tendría que estar justificado y tener como objetivo evitar una salida sin acuerdo, organizar elecciones generales o un referéndum, revocar el artículo 50 o aprobar el acuerdo de retirada.

La solución al brexit será el tema central de la próxima y decisiva cumbre que los jefes de Estado o de Gobierno de la Unión Europea celebrarán en octubre. Pero no hay que olvidar que todo acuerdo de retirada y futura asociación o acuerdo internacional con el Reino Unido tendrá que ser aprobado por el Parlamento Europeo.

Tras la resolución del PE el primer ministro Johnson ha invitado al presidente de la Eurocámara, David Sassoli, a mantener un encuentro en Londres. El premier británico ha trasladado su interés en llegar a un acuerdo y Sassoli ha reafirmado que este también es un deseo compartido para los Veintisiete.

El italiano ha insistido durante la llamada que las prioridades del Parlamento siguen siendo las mismas: garantizar los derechos de la ciudadanía y proteger el proceso de paz en Irlanda del Norte. Asimismo, ha reiterado que cualquier acuerdo necesitará la aprobación tanto del Parlamento Europeo como del británico.

Los transportistas tienen pánico a un brexit sin acuerdo

Ursula von der Leyen propuso el pasado 9 d septiembre a su equipo y la nueva estructura de la próxima Comisión Europea. Los cambios en el clima, la tecnología y la demografía que están transformando las sociedades y la forma de vida serán el centro del enfoque de la nueva Comisión.

El nuevo Colegio tendrá ocho vicepresidentes, que incluirán tres vicepresidentes ejecutivos que tendrán una doble función. Frans Timmermans (Países Bajos), Margrethe Vestager (Dinamarca) y Valdis Dombrovskis (Letonia), serán vicepresidentes, responsables de uno de los tres temas centrales de la agenda de Von der Leyen y actuarán simultáneamente como comisionados.

Timmermans gestionará la política de acción climática. Vestager será la comisionada de Competencia y Dombrovskis lo será de servicios financieros. Los cinco vicepresidentes restantes son Josep Borrell (España), Věra Jourová (Chequia), Margaritis Schinas (Grecia), Maroš Šefčovič (Eslovaquia) y Dubravka Šuica (Croacia).

Tags: , , , , ,