1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

El empleo masculino pende más del comercio que el femenino

OCDE

Pinche sobre la imagen para ver bien los datos facilitados por la OCDE

Según un informe de la OCDE

Un nuevo análisis de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) muestra que el empleo de los hombres depende más del comercio internacional que el de las mujeres.

Un informe de 2016 detalla que 1 de cada 7 empleos en la Unión Europea depende de las exportaciones.

De media, en los países estudiados el 37% de los empleos de los hombres dependen de las exportaciones, ya sea porque las empresas con las que trabajan exportan directamente o porque suministran a otras empresas que posteriormente exportan. Esto en el caso de las mujeres sólo ocurre en el 27% de los empleos.

Centrándose únicamente en las exportaciones de manufacturas (que representan alrededor del 70% del comercio internacional), en casi todos los países la proporción de mujeres con un empleo sustentando indirectamente en estas exportaciones es mayor que los empleos directos. Por ejemplo, en Alemania, la proporción de mujeres con empleos directos en el sector manufacturero fue de poco más del 20% en 2014, pero cerca del 35% de los empleos indirectos.

Los empleos de las mujeres son, por lo tanto, menos dependientes del comercio en general y están menos directamente involucrados con las exportaciones de manufacturas.

Esta tendencia surge en parte de la diferente participación laboral femenina en las industrias y en parte por las contribuciones relativas de estas industrias al comercio total. En general, las mujeres tienden a trabajar en servicios de negocios y en otros servicios, principalmente no comerciales, en lugar de en la manufactura, donde sólo representan una cuarta parte de la fuerza laboral, de media.

Sin embargo, mientras que los hombres representan la mayor parte del trabajo involucrado en las exportaciones de manufacturas, ese trabajo genera un número sustancial de empleos en el sector de las empresas. Para cada unidad de mano de obra en las exportaciones de manufactura directa, se generan 0,5 unidades adicionales de mano de obra femenina en las empresas que suministran a los exportadores, así como una unidad adicional de 0,9 unidades de mano de obra masculina. Dicho de otra manera, cada empleo en las exportaciones de manufacturas genera una media de 1,4 empleos adicionales, un tercio de los cuales son empleos ocupados por mujeres.

Si bien la mayor parte de estos empleos están en el sector Servicios, esto es particularmente cierto para los trabajos de las mujeres. Tomando de nuevo a Alemania como ejemplo, menos del 20% de los empleos ascendentes de mujeres se encuentran en los sectores industriales y de bienes (Agricultura, Servicios Públicos, Construcción, Manufactura y Minería), en comparación con el 45% de los hombres.

Los datos recogidos para este análisis sobre la dependencia de la exportación de los empleos de hombres y mujeres proporcionan una prueba de hasta qué punto para reducir las brechas salariales de género será necesario alentar a más mujeres a buscar empleo en los sectores de la cadena de valor con mejores salarios.

Tags: , , , , , , ,