1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

La inflación sube una décima en septiembre hasta el 2,3%

IPC

Los precios están en plena escalada…

Los precios de la electricidad siguen empujando al alza el IPC

El Indice de Precios de Consumo (IPC) aumentó en septiembre una décima respecto a agosto y se situó en el 2,3%.

La tasa es una décima superior a la avanzada hace unos días por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Esta subida de la inflación se debe principalmente al imparable incremento de los precios de la electricidad, que se aceleraron en septiembre nueve décimas, hasta el 12% interanual.

Desde el Ministerio de Economía y Empresa detallan la subida de los precios de la electricidad, cuya tasa se incrementó casi tres puntos hasta el 13,7%, y del gas, que se aceleraron 1,1 puntos, hasta el 2,4%. Por su parte, los precios de los carburantes y lubricantes moderaron siete décimas el ritmo de aumento, hasta el 12,3%.

Empujado por la subida de estos precios aumentó el de la vivienda, cuya tasa sube un punto y se sitúa en el 5,3%, también influido, aunque en menor medida, por el incremento de los precios del gasóleo para calefacción, mayor este mes que en 2017, y del gas, cuyos precios bajaron en septiembre del año anterior.

La tasa interanual del IPC aumentó en septiembre en nueve Comunidades Autónomas, correspondiendo la mayor subida a Castilla-La Mancha, Castilla y León y Extremadura (dos décimas en cada caso, hasta el 2,7%, 2,6% y 2,4%, respectivamente); la inflación disminuyó en Cantabria (dos décimas, hasta el 2,2%), Asturias y País Vasco (una décima en ambas, hasta el 2,1%); y se mantuvo en el resto.

Funcas alerta de que la subida que ha registrado el precio del petróleo en las últimas semanas -hasta el entorno de los 85 dólares- ha conducido a revisar al alza la previsión de inflación para lo que queda de año. Así, la tasa interanual en diciembre será del 2%, una décima más que lo estimado anteriormente, si bien la tasa media anual esperada se mantiene en el 1,7%. Para 2019, sube una décima tanto la previsión de tasa media anual, hasta el 1,6%, como la interanual de diciembre, hasta el 1,3%.

Desde la Unión Sindical Obrera (USO) exigen al Gobierno que frene la incontrolable subida del precio de la luz, principal culpable de las subidas inasumibles de la vivienda (5,3%) o el transporte (5%).

“El aumento continuo del precio de la luz es insostenible para unos hogares con subidas medias por convenio del 1,67% en el último dato del mismo INE. Las medidas para controlar el precio de la energía son a todas luces insuficientes, ya que ni siquiera neutralizan el encarecimiento de septiembre”, denuncia Laura Estévez, secretaria de Comunicación y Estudios Sindicales de USO.

“Estamos asistiendo a una entrada temprana del invierno y ya vemos cómo el mercado energético se está aprovechando de un sistema mayorista que permite estos excesos y que volverá a sumir a decenas de miles de familias en la pobreza energética durante los meses más duros”, continúa Estévez.

La portavoz de la USO expone que “si se permitiese este libre mercado también para los sueldos, podría equilibrarse la balanza, pero para los salarios sí que hay un acuerdo de contención, el de la Negociación Colectiva, que pone un tope del 2% a esa subida y ni siquiera se está llegando a ese máximo por tratarse únicamente de una declaración de intenciones que siempre lleva muy poca intención de cumplirse”.

Por su parte, la UGT recuerda que los trabajadores, que han pagado el precio de la crisis con pérdidas de empleo, de derechos laborales y una profunda devaluación salarial, se ven abocados a perder poder adquisitivo también a través de la continua evolución desbocada de los precios de varios gastos esenciales relacionados con la vivienda.

El sindicato denuncia al oligopolio eléctrico que incrementa su rentabilidad a costa de los consumidores a los que ven en los próximos años sufriendo más aún la subida de la energía.

Para el sindicato resulta evidente que la formación de precios de la electricidad en España necesita una modificación en su regulación. “La electricidad es un bien de primera necesidad y no se puede permitir que registre subidas continuas, sin sujeción a criterios de ningún tipo”, sostienen.

Y para evitar el aumento de la “pobreza energética” en un escenario donde la subida de la luz respecto al año pasado se sitúa cerca del 10% exige que el Gobierno se asegure de que el bono social llegue a un número suficiente de hogares.

Tags: , , , , ,