1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (1 votos, media: 5,00 de 5)
| Print This Post

Interior aprueba el traslado de otros 5 presos de ETA

AVT

Las víctimas insisten en que sin colaboración con la Justicia no hay arrepentimiento (AVT)

Algunos cumplen condena por cometer delitos de sangre

Ya son más de 60 terroristas acercados a cárceles próximas al País Vasco

Interior está creando núcleos de etarras en algunas penitenciarías

Desde hace algún tiempo y cada viernes la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) recibe un correo electrónico del Ministerio del Interior en el que el departamento dirigido por Fernando Grande Marlaska comunica los traslados de presos de ETA a cárceles próximas al País Vasco.

Si estos mails son ya de por sí hirientes para las víctimas de la banda terrorista, últimamente lo son aún más porque el actual Gobierno socialcomunista, que está negociando con EH Bildu los presupuestos generales del Estado, está incluyendo en los acercamientos a presos etarras condenados por delitos de sangre.

La AVT, que ha presentado ya más de 250 indicios para la ilegalización de EH Bildu, denuncia este viernes que el Ejecutivo de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias está creando núcleos de presos terroristas en cárceles cercanas al País Vasco. A Logroño han sido trasladados 13 presos, mientras que a los centros penitenciarios de Zaragoza, Asturias y Soria han sido trasladados entre 7 y 9.

Hasta el día de hoy Sánchez-Iglesias-Marlaska han ordenado 68 traslados, 6 de ellos por ‘cuestiones organizativas’. Otros 6 de esos traslados, por motivos de salud o por progresión a tercer grado, han sido a prisiones del País Vasco o Navarra. Se han concedido 9 progresiones a tercer grado (4 de ellos ya están en libertad), 5 después de haber concedido el acercamiento. Once presos condenados por delitos de sangre también se han beneficiado de la cercanía que el actual Gobierno de España mantiene desde la moción de censura con sus socios proetarras.

En la comunicación de hoy, 18 de septiembre, se ha comunicado el traslado de Juan Carlos Herrador Pouso, Unai Fano Aldasoro, Lierni Armendaritz González de Langarik, Jesús Arcauz Arana y Gorka Loran Lafourcade.

Juan Carlos Herrador Pouso ingresó en prisión el 2 de abril de 2007 y tiene una condena de 19 años por colaboración con banda armada y depósito de armas.

Unai Fano Aldasoro ingresó en prisión el 18 de diciembre de 2008 y cumple una condena de 20 años por pertenencia a organización terrorista, tenencia de explosivos, tenencia de armas, robo y hurto.

Lierni Armendaritz González de Langarik ingresó en prisión el 16 de enero de 2001 y ha sido condenada a más de cien años de prisión por los delitos de colaboración con banda armada, asesinato, homicidios, tenencia de armas, estragos, robo con fuerza y falsificación de documento público. Sus víctimas mortales son José Luis Ruiz Casado, Ernest Lluch Martín y Francisco Cano Consuegra.

Jesús Arcauz Arana, alias ‘Josu de Mondragón’, suma más de ciento cuarenta años de condena por el envío, en 1989, de un paquete bomba -que pudo ser desactivado por la Guardia Civil- a un funcionario de prisiones de Herrera de Mancha; por el lanzamiento de una granada que no llegó a explotar contra el cuartel de la Guardia Civil en Amorebieta en 1990; por la entrega del material con el que el grupo ‘Ipar Haizea’, atentó la madrugada del 22 de septiembre de 1990 contra el cuartel de Alpadeta; y por el ataque con granadas perpetrado en 1991 contra un cuartel de la Guardia Civil.

Gorka Loran Lafourcade fue condenado a 2.775 años de prisión por los 28 kilos de dinamita que colocó en el Intercity Madrid-Irún en la Nochebuena de 2003.

Ante esta serie de ‘injusticias’ los psicólogos de la AVT siguen comunicando a las víctimas los traslados, algo que cada vez está resultando más complicado.

Y mientras, el ministro Grande-Marlaska sigue sin recibir ni dar ninguna explicación sobre la política de acercamiento a las víctimas del terrorismo etarras, que dicen no contar con ningún apoyo. Insisten en que mientras los terroristas siguen siendo recibidos en la calle como héroes las víctimas ven cómo los asesinos de sus seres queridos son trasladados a sus ‘núcleos familiares’.

Por todo ello exigen al Gobierno socialcomunista de PSOE-Unidas Podemos que rompa cualquier negociación sobre presos que pueda tener con los herederos del brazo político de ETA (EH Bildu) y retome una política penitenciaria basada en la reinserción de los presos que se sustente en la colaboración con la justicia.

Porque, terminan los damnificados por el terrorismo de la banda terrorista, que son varios los casos recientes (Ibon Etxazarreta en el primer juicio de Anboto en España, Carmen Guisasola la pasada semana) de etarras o ex etarras supuestamente arrepentidos que cuando declaran ante un juez, ni manifiestan arrepentimiento ni contestan o hacen gala de una amnesia selectiva que les hace contestar de manera evasiva a las preguntas de los fiscales o de los abogados de la AVT.

Tags: , , , , , , ,