1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (1 votos, media: 5,00 de 5)
| Print This Post

España, cerca de registrar los 70.000 muertos por covid

Covid Europa febrero 2021

España es el cuarto país de Europa con más muertos por covid pero de los cuatro primeros es el que menos población tiene… de largo

Aunque el Instituto Nacional de Estadística eleva la cifra de fallecidos por encima de los 100.000

La incidencia acumulada general es de 193,91 en los últimos 14 días y de 77,23 en los últimos 7

La IA cae a niveles de mediados de diciembre de 2020

En España hasta el momento se registran 69.142 fallecidos ‘oficiales’ y un total de 3.188.553 casos confirmados de COVID-19.

La buena noticia es que la incidencia acumulada -el número de enfermos por cada 100.000 habitantes- es de 193,91 en los últimos 14 días y de 77,23 en los últimos 7. La mala es que en España se contabilizan cada día cientos de nuevos muertos (de ayer a hoy se añaden 329 al balance oficial del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias) y miles de nuevos infectados con el virus chino (del jueves al viernes han aumentado en 8.341 los pacientes covid).

Sólo en febrero -y aún no ha acabado el mes- se han registrado 10.061 muertes, el 14,5% del total de decesos desde que se inició la pandemia. Hace 10 días las personas fallecidas por coronavirus eran 65.449. Desde principios de año se han notificado 18.074 muertes (el 26,1 % del total). Además, hasta ayer jueves, 25 de febrero, se han confirmado 130.091 contagiados entre el personal sanitario.

Es cierto que la presión hospitalaria es cada vez menor -hoy se contabilizan en todo el territorio nacional 12.207 pacientes covid hospitalizados, de los que sólo 3.021 están en cuidados intensivos-, y que el porcentaje de camas UCI ocupadas es del 28,77%, pero también es verdad que España está pasando por la denominada ‘tercera ola’ de una pandemia que lleva arrasando el mundo entero desde que, que se tenga constancia, en noviembre o diciembre de 2019 se conociese la existencia del primer enfermo con SARS-CoV-2 en un mercado de la ciudad china de Wuhan.

Quizás por eso o precisamente por ello es por lo que los gobiernos regionales están relajando las restricciones impuestas a los ciudadanos de forma muy escalonada. En Galicia este viernes se han vuelto a abrir limitadamente las terrazas de bares y restaurantes hasta las 18:00 horas y se permite viajar entre áreas sanitarias con la misma incidencia acumulada. En Madrid, donde la hostelería no ha sido obligada a cerrar desde que se declaró el último estado de alarma, se mantendrá dos semanas más el toque de queda a las 23:00 horas y las limitaciones de las reuniones.

Por su parte, la Junta de Castilla y León se reunirá el próximo lunes en Consejo de Gobierno extraordinario para evaluar la situación epidemiológica de la Comunidad y adoptar las medidas que sean precisas. Con la evolución que muestran los indicadores (IA de 197,29 en los últimos 14 días y de 76,72 en la última semana), el gobiernos de alfonso Fernández Mañueco considera oportuno realizar la desescalada por provincias, en fases de 14 días y siempre de manera gradual. Descender al 25% de ocupación de las UCI – actulamente en el 37,14%- condicionará esta relajación de medidas, ha anticipado el vicepresidente Francisco Igea.

Lo que hará el Ejecutivo castellano leonés es mantener durante dos semanas cada nivel de restricciones para poder evaluar su impacto, ir aliviando las medidas de acuerdo al semáforo y también, a petición de los hosteleros y grandes distribuidores, sancionar de manera más estricta los incumplimientos de aforos, distancias y nivel de ventilación.

En el Principado de Asturias no piensan de momento relajar ninguna limitación y menos aún abrir las fronteras regionales durante la Semana Santa que se avecina y en la que muchos, ‘hartos de tantas ataduras ineficaces’, tienen puesto el ojo para irse de vacaciones.

Las autoridades sanitarias informan que desde que finalizó la desescalada, allá por el mes de junio de 2020, se han comunicado 40.188 nuevos brotes con 322.348 casos, la gran mayoría de ellos en el ámbito familiar y en reuniones de amigos. A pesar de esto y exceptuando al gobierno regional de Madrid el resto de ejecutivos autonómicos han obligado por decreto a cerrar a bares y restaurantes a los que han llevado a la ruina más absoluta.

Las cifras de Hostelería de España demuestran que el sector facturó en 2020 menos de la mitad que el año anterior, es decir, cerca de 67.000 millones de euros menos. Concretamente, la cifra del negocio de la hostelería descendió en 2020 un 51,4% respecto al año anterior, según los datos de los Indicadores de Actividad del Sector Servicios del INE. La actividad hostelera ha sido la más afectada por la crisis de la Covid-19. Nada extraño después de que les hayan obligado a cerrar por decreto.

Tags: , , , , ,