1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

El Constitucional suspende la consulta alternativa del 9-N

Tribunal Constitucional

Sede del Tribunal Constitucional

Admite a trámite la impugnación del Gobierno

Artur Mas mantiene, a pesar de todo, la celebración de la consulta el 9-N

La consulta alternativa planteada por el presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas, para el próximo 9 de noviembre ha sido suspendida por el Tribunal Constitucional, que ha admitido a trámite por unanimidad la impugnación presentada el pasado viernes por el Gobierno.

Esa admisión conlleva la suspensión de la convocatoria, así como la de sus actos de preparación. Es lo que dice el artículo 161.2 de la Constitución. «El Gobierno podrá impugnar ante el Tribunal Constitucional las disposiciones y resoluciones adoptadas por los órganos de las Comunidades Autónomas. La impugnación producirá la suspensión de la disposición o resolución recurrida, pero el Tribunal, en su caso, deberá ratificarla o levantarla en un plazo no superior a cinco meses».

Así pues, el TC tiene 5 meses a partir de ahora para tomar una decisión definitiva sobre este asunto. Sobre lo que ya no tiene que decidir es sobre la demanda que ayer presentó la Generalitat para evitar la suspensión del nuevo 9-N. En el texto, el gobierno catalán solicitaba al Alto Tribunal que no admitiese a trámite el recurso del Gobierno central porque «el nuevo 9-N no es una continuidad de la consulta suspendida».

El recurso presentado por la Abogacía del Estado, que denuncia que el Ejecutivo catalán ha convocado un referéndum encubierto sin «ninguna base legal«, cuenta con el aval del Consejo de Estado, que, en su informe no vinculante, sugiere que el incumplimiento de la suspensión de la consulta debería tener consecuencias legales. Con esta suspensión, el Constitucional da por buenos los argumentos esgrimidos por el gobierno, esto es, que lo que pretende hacer Artur Mas el 9-N es un verdadero refrendo, con una llamada al ejercicio del voto, y que las preguntas, las mismas que en la consulta suspendida, atentan contra la soberanía nacional.

Ahora, agotados todos los recursos en los tribunales españoles, a la Generalitat le queda estudiar si recurre la impugnación del Gobierno ante los tribunales internacionales. Es la idea que dejó caer la semana pasada el consejero de la Presidencia y portavoz del Gobierno catalán, Francesc Homs, cuando dijo que «el recurso a la impugnación es un paso previo si después quieres ir a los tribunales internacionales».

Lo que sí está claro es que el Gobierno catalán continuará, a pesar del «revés judicial», con la consulta alternativa del 9-N. El consejero de Presidencia de la Generalitat, Francesc Homs, ha dicho que «todo está listo» para el 9-N y ha anunciado que el Ejecutivo catalán «mantiene el proceso participativo como forma para garantizar la libertad de expresión». Y también presentarán una demanda contra el Gobierno en el Tribunal Supremo «por atentar contra el derecho a la participación, la libertad de expresión y la libertad ideológica».

Tags: , , , , , , ,