1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

El campo propone dar rango de ley a los precios justos

UPA

Imagen tomada durante la reunión de ayer entre el sector y Agricultura

“Sólo así saldremos de la ruina” afirman los agricultores durante la reunión con el ministro de Agricultura, Luis Planas

La Unión de Pequeños Agricultores (UPA) ha hecho llegar al ministro de Agricultura, Luis Planas, sus propuestas para lograr mejorar los “precios de ruina” que perciben los agricultores y ganaderos españoles.

La organización ha pedido cambios legislativos urgentes para prohibir las ventas a pérdidas, sanciones más duras para los que abusen y definir por Ley lo que es un precio justo, entre otras medidas.

La primera reunión «de la mesa de diálogo agrario» convocada por Planas se produjo ayer después de que la semana pasada los trabajadores agrarios protagonizasen multitudinarias movilizaciones que se prolongarán aún en los próximos días.

UPA trasladó a Planas que lo más urgente es “cubrir los costes de producción», tarea imposible ante la «falta de un precio justo”. Para lograr un equilibrio entre lo que cuesta sembrar una patata y lo que se paga por ella, por ejemplo, los agricultores proponen cambios legislativos.

Entre las reformas, los afectados por la actual crisis de precios, piden que la venta a pérdidas ((por debajo de los costes de producción) se establezca como práctica abusiva y prohibida a lo largo de toda la cadena agroalimentaria.

Además, solicitan que se defina por ley el concepto de precio justo para cada uno de los productos agrarios perecederos que estará estrechamente ligado a los costes de producción. Asimismo, requieren que los contratos de compraventa de los alimentos se puedan referenciar a índices de costes de producción, como sucede en Francia o Italia.

Incluyen en su lista de peticiones a un «mediador» o «árbitro» que actúe para velar por las buenas relaciones en la cadena agroalimentaria. Y con la vista puesta en el futuro más inmediato, ruegan que se impongan sanciones ejemplares y sobre todo públicas, no como ahora, que son secretas e irrisorias, a quienes incumplan las normas.

De cara al público quieren que el etiquetado en origen sea obligatorio para todos los productos frescos y manufacturados. Y también que se regule y facilite la venta directa de los productos agrícolas y ganaderos por cauces directos.

Tras la reunión, el secretario general de UPA, Lorenzo Ramos, ha reconocido un “cierto cambio de actitud” en los responsables del Ministerio de Agricultura, que «debe traducirse en medidas concretas urgentemente”, si quieren terminar con las movilizaciones en el campo.

Sin ir más lejos, esta mañana estaba prevista una concentración frente al Ministerio de Agricultura convocada por las organizaciones agrarias UPA, COAG y ASAJA de la Comunidad de Madrid.

Por cierto, sobre la subida del Salario Mínimo Interprofesional, Planas recalcó que un trabajador del campo tiene los mismos derechos que otro del sector industrial o de los servicios pero dijo que examinará cuál es el impacto de este incremento en la rentabilidad de las explotaciones agrarias y estudiará las medidas a adoptar.

Ya hoy el ministro ha explicado que se reunirá con la gran distribución, como «parte de la solución del problema» del campo y convencido de que «será sensible» a la situación de los agricultores y ganaderos. En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Planas ha afirmado que es «muy importante que la distribución contribuya a valorizar el trabajo del primario desde un punto de vista económico pero también reputacional».

Tags: , , , ,