1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

El 41% de los españoles adultos sólo tiene estudios obligatorios

OCDE

La comparativa es espectacular…

Se refleja en el informe Education at a Glance 2017 que ha hecho público esta mañana la OCDE

La tasa de empleo para los titulados en Educación Terciaria asciende al 80%

La ratio de alumnos por profesor en España está por debajo de la media de la OCDE en todos los niveles educativos

Sin embargo, el salario de los docentes en España es superior al de los países de la OCDE

El porcentaje de población adulta española (25-65 años) que sólo tiene la educación obligatoria es del 41,7%.

Así se refleja en el informe Education at a Glance que ha hecho público esta mañana la OCDE que desvela también que la cifra se ha reducido bajado en casi 9 puntos (desde el 50,3%) entre 2006 y 2016.

El informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos recoge estadísticas e indicadores de los 35 Estados miembros de la organización, a la que pertenecen los países más desarrollados del mundo.

Según este estudio, en los últimos 10 años ha mejorado el nivel educativo de los españoles. Así, el aumento del porcentaje de población adulta española con Educación Terciaria, mejora en 7 puntos, pasando del 28,8% al 35,7%. Esta tendencia mejorará en los próximos años, ya que la tasa de población adulta joven (25 a 34 años), que únicamente posee estudios básicos en España baja casi 10 puntos: del 44,4% al 34,7% entre 2000 y 2016.

España presenta una tasa de escolarización en Educación Infantil a los 3 y 4 años casi completa: 95% y 97% respectivamente. En el promedio OCDE las tasas son del 78% y el 86% respectivamente, por lo que España supera ampliamente las cifras de la mayoría de los países participantes.

El 51% de los niños españoles en edad de Educación Infantil de primer ciclo está matriculado en centros públicos. Este porcentaje asciende al 68% entre los alumnos que están matriculados en Educación Infantil de segundo ciclo. En los países OCDE, los porcentajes son inferiores: del 45% y del 67% respectivamente.

En 2015, el 26% de los graduados de Educación Terciaria en España lo hicieron en una titulación en las áreas de Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas. Esta cifra es mayor que la media de los países OCDE.

En cuanto a los doctorados, la cifra también sigue siendo mayor en España. Los doctorados en titulaciones de Ciencias fueron el 50%, siete puntos más que la media de la OCDE (43%).

La elección del área de estudio tiene un fuerte sesgo de género tanto en España como en la OCDE. En España, el 24% de los nuevos alumnos de Ingenierías, Producción Industrial y Construcción fueron mujeres en 2015, el mismo porcentaje que el promedio de países OCDE.

La proporción de mujeres españolas en estudios de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) fue del 12% (OCDE, 19%). Sin embargo, al igual que en la mayoría de países de la OCDE, las mujeres tienen una presencia mayor en las carreras relacionadas con el sector educativo (España, 79%; OCDE, 78%) así como en salud y bienestar (España, 72%; OCDE, 75%).

En la mayoría de los países de la OCDE, los títulos universitarios más populares que ostentan los adultos son en las áreas de negocios, administración o derecho. En promedio, en la OCDE, el 23% de las personas de 25 a 64 años con educación superior tienen un título universitario en una de estas tres disciplinas, en comparación con el 5% en ciencias naturales, estadísticas y matemáticas; 4% en tecnologías de la información y la comunicación; y 17% en ingeniería, manufactura y construcción. El porcentaje es similar entre los estudiantes que inician sus estudios universitarios, eso indica que el interés en estos campos se mantiene estable.

En cuanto al empleo, a mayor nivel de estudios, mayor tasa de empleo. Así, la tasa de empleo total para los titulados en Educación Terciaria en España es del 80%. Esta tasa varía según el campo de estudio: la tasa más alta en España corresponde a los titulados en Salud y bienestar con un 86% de empleo; seguido de los de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) con un 84%.

Las tasas más bajas se dan entre los titulados en Educación, así como en Artes y Humanidades, Ciencias Sociales, Periodismo e Información, con un 77% en ambos casos.

Como es normal, un mayor nivel educativo alcanzado revierte en retribuciones salariales más elevadas. En España, los adultos de 25 a 64 años con estudios Terciarios finalizados presentan una ventaja salarial del 53% sobre los que han completado estudios de Educación Secundaria Superior. Aquellos con un nivel educativo inferior tienen una desventaja salarial del 29%.

En lo que también suspende España es en la ratio alumno-profesor. Es más baja que la media de la OCDE en todos los niveles educativos.

En Educación Primaria, España tiene una ratio de 14 alumnos por profesor, por debajo de la media de la OCDE, que se sitúa en 15. En la primera etapa de Educación Secundaria, la ratio en España disminuye, situándose en 12 alumnos por profesor, y sigue siendo inferior a la media de la OCDE, 13 alumnos. En la segunda etapa de Secundaria, la ratio española es de 11 alumnos por profesor, mientras que la media de la OCDE es de 13.

Esto repercute en el salario de los profesores, que en España está por encima de la media europea, tanto si se compara la retribución inicial como después de 15 años o la retribución máxima en la escala.

Según el estudio, en los inicios de la carrera docente, los profesores españoles de Educación Primaria tienen un salario un 22% superior a la media de la OCDE. La diferencia es aún mayor en la Educación Secundaria, con salarios iniciales que superan en torno al 30% las medias internacionales en la primera etapa, mientras que en la segunda etapa superan en torno al 24% al salario medio de la OCDE.

Si se toman como referencia los salarios máximos a los que se pueden aspirar a lo largo de la carrera docente, la diferencia de España con la media de la OCDE se acorta, pero sigue siendo superior en todas las etapas educativas.

Tags: , , , ,