1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

Aprobada la reforma fiscal que rebaja los impuestos a 20 millones de contribuyentes

Cristóbal Montoro

Cristóbal Montoro es el muñidor de la reforma

«Permitirá que 9.000 millones de euros vuelvan a los bolsillos de los ciudadanos», aseguran desde el Ejecutivo

La indemnización exenta por despido se amplía a 180.000 euros; se permite la reducción del 30% incluso si la indemnización se percibe de forma fraccionada

Las plusvalías generadas por mayores de 65 años estarán exentas si se transforman en renta vitalicia; se reduce de 10 a 5 años el plazo mínimo de un plan individual de ahorro sistemático; se podrán rescatar cantidades correspondientes a planes de pensiones transcurridos 10 años

Se amplía al 60% la reducción por alquiler de vivienda

Se introducen mejoras en la regulación y gestión de los ‘impuestos negativos’ por tener discapacitados a cargo o familias numerosas

El Ejecutivo aprobó ayer en el último Consejo de Ministros antes de las vacaciones de verano la reforma tributaria, con la que «se rebaja la carga fiscal a veinte millones de contribuyentes, sobre todo de rentas medias y bajas», tal y como destacó el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en su comparecencia en la que hizo balance del primer semestre del año. La reforma simplifica y moderniza los principales tributos para favorecer el ahorro y la inversión. Impulsa la competitividad de las empresas y el crecimiento económico e incentiva la lucha contra el fraude.

Entre las medidas «estrella» de la nueva normativa, destaca la ampliación a 180.000 euros de la indemnización exenta por despido y la reducción del 30% incluso cuando se perciba de forma fraccionada. Hasta ahora, para optar a esta reducción, se debía cobrar de una sola vez pero el Gobierno quiere dar más facilidad a las empresas para diluir el pago.También contempla la exención de tributación de las plusvalías generadas por los contribuyentes mayores de 65 años si éstas se transforman en renta vitalicia, una medida con la que el Ejecutivo pretende fomentar el ahorro.

En este sentido, la futura ley también establece que se podrá disponer anticipadamente de las aportaciones a planes de pensiones, planes de previsión asegurados, planes de previsión social empresarial y contratos de seguro concertados con mutualidades de previsión social, que tengan más de diez años de antigüedad, así como de los rendimientos generados por las citadas aportaciones. Por otro lado, se reduce de diez a cinco años el plazo mínimo de un plan individual de ahorro sistemático. En estos casos -seguros de vida que se emplean para constituir una renta vitalicia- se implanta un tratamiento fiscal generoso ya que, según el periodo de generación, están exentos los rendimientos entre el 8 y el 40% en función de la edad del ahorrador.

Se amplía el beneficio fiscal asociado a los impuestos negativos por personas con discapacidad a cargo o familias numerosas. En concreto, en los supuestos en los que los contribuyentes tengan a su cargo ascendientes o descendientes con discapacidad, podrán obtener 1.200 euros por cada uno de ellos.

Además, el Gobierno amplía del 50% (porcentaje incluido en el anteproyecto de ley) al 60% la reducción a la que tendrá derecho un arrendador por los rendimientos de capital inmobiliario. La norma fija un mayor incentivo para las empresas que realicen un esfuerzo adicional en I+D y se mejora el aprovechamiento de la nueva reserva de capitalización empresarial.

La norma también incluye una deducción por inversión en espectáculos teatrales y musicales, que se suma a la ampliación de las ayudas a la producción cinematográfica y se extiende la deducción por innovación a la animación y los videojuegos.

Rebaja media del 12,5% en el IRPF. La reforma fiscal supondrá en el caso del IRPF una importante rebaja de la carga fiscal. El número de tramos se reduce de siete a cinco. El tipo mínimo pasa del 24,75% al 20%, en 2015, y al 19%, en 2016. El tipo máximo de gravamen pasa del 52% al 47%, en 2015, y al 45%, en 2016.

También los asalariados que ganen menos de 12.000 euros al año dispondrán de su sueldo íntegro a partir del año que viene, ya que dejarán de tributar. El 72% de los declarantes, que cuentan con rentas inferiores a 24.000 euros al año, tendrán una rebaja media en el IRPF del 23,47%. La rebaja media será del 19,34% para los contribuyentes con una renta inferior a 30.000 euros. Para los autónomos con rentas inferiores a 15.000 euros anuales, el tipo de retención se reduce del 21% al 15%.

La reforma del IRPF incluye también una rebaja de la tributación del ahorro e incorpora también nuevos instrumentos para potenciar el ahorro a medio y largo plazo.

Bajada de impuestos para las empresas. El Impuesto sobre Sociedades incorpora una bajada de tributación y medidas para fomentar la competitividad de las empresas y simplificación de deducciones. El tipo de gravamen general se reducirá desde el 30% al 28 %, en 2015, y al 25%, en 2016.

Por otra parte, la reforma fiscal introduce nuevos incentivos fiscales en actividades muy determinadas, que ayuden al crecimiento económico y al cambio de modelo productivo, como las industriales. Además, incluye un impulso a las actividades de mecenazgo. La deducción por donativos en el IRPF se eleva del 25% al 30%.

Pedro Sánchez cree que la reforma cae como una losa sobre la clase media española

 

 

Tags: , , , ,