1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

600 inmigrantes saltan la valla de Ceuta hiriendo a 22 agentes

Grande-Marlaska

El ministro del Interior, Grande-Marlaska, asegura que los CIEs no están colapsos

Los Centros de Internamiento no están colapsados, según el ministro del Interior

La frontera de Ceuta registró ayer uno de los mayores saltos de inmigrantes hasta la fecha.

Un grupo de 850 personas rompió con una sierra radial el alambre de espino de la valla fronteriza y se enfrentó a las fuerzas de seguridad españolas con cubos de cal viva, lanzallamas caseros, palos, cizallas y cócteles molotov.

Unos 600 inmigrantes lograron traspasar la frontera, tras más de una hora de batalla campal y algunas expulsiones ‘en caliente’.

Los servicios de emergencia atendieron a 132 inmigrantes y a 22 guardias civiles heridos con quemaduras o problemas respiratorios.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, afirmó anoche en una entrevista en la SER que el sistema de acogida de inmigrantes en España «no está colapsado» y acusó al Gobierno anterior del PP de no haber tomado medidas para afrontar una situación que era «previsible», lo que está obligando al Ejecutivo a trabajar «contrarreloj para garantizar los derechos humanos».

Grande-Marlaska defendió la actuación de los agentes en las fronteras españolas y aseguró que las devoluciones de inmigrantes ilegales nunca se realizan en territorio español. Si así fuera, dijo, «se tomarían medidas».

Inmigrantes España

El balance de inmigrantes hasta el 15 de julio

Asimismo confirmó que su departamento está haciendo un estudio «muy pormenorizado» para sustituir las actuales concertinas de las vallas fronterizas de Ceuta y Melilla por medios igualmente «seguros» pero «menos cruentos», un cambio que se hará «con carácter inmediato», aunque no ha precisado plazos.

Sí anunció que el próximo 1 de agosto entrará en funcionamiento un nuevo centro para inmigrantes en el puerto de Algeciras, con el objetivo de «soslayar todos los problemas que ocurrían en la provincia de Cádiz».

Amnistía Internacional (AI) ha rechazado las afirmaciones de Grande Marlaska. La organización recuerda que ninguna legislación interna puede vulnerar normas y estándares internacionales de derechos humanos, e insta a la derogación de la disposición adicional de la Ley de Seguridad Ciudadana, que permite las devoluciones en frontera sin acceso al procedimiento adecuado y que es la legislación a la que alude el ministro para hacer sus declaraciones.

«Las expulsiones sumarias y colectivas están prohibidas, de acuerdo al Convenio Europeo de Derechos Humanos y la legislación comunitaria, cualquier alegación de expulsión colectiva debe ser inmediatamente investigada», asegura Virginia Álvarez, experta en migración en Amnistía Internacional España.

«A pesar de sus obligaciones internacionales de derechos humanos, las autoridades españolas continúan expulsando a través de la valla fronteriza a personas migrantes y a posibles solicitantes de asilo. Esta práctica vulnera las normas internacionales y la propia legislación española, que obliga al acceso a los procedimientos individualizados de asilo que permitan identificar si estas personas necesitan protección internacional. Estas expulsiones podrían vulnerar el principio de no-devolución, que prohíbe a los Estados devolver -directa o indirectamente- a una persona a un lugar donde su vida, su integridad o su libertad puedan correr peligro».

AI ha denunciado durante años y de forma reiterada violaciones de derechos humanos en las expulsiones sumarias y colectivas de personas migrantes y solicitantes de asilo que se realizan en las fronteras de Ceuta y Melilla, y que tal y como han denunciado el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados, o el Comisario Europeo de Derechos Humanos entre otros, violan los estándares internacionales de derechos humanos.

Tags: , , , ,