1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 (Sin votos)
| Print This Post

La UE exige una reducción del 60% de la banca nacionalizada

Joaquín Almunia

Joaquín Almunia

A cambio de la ayuda de 37.000 millones

La Comisión Europea aprobó ayer ayudas públicas de 37.000 millones de euros para las cuatro entidades financieras nacionalizadas: BFA-Bankia, Novagalicia, Catalunya Banc y Banco de Valencia, recién adquirido por Caixabank. A cambio de esta cantidad, que se suma a lo ya aportado por el Gobierno para el saneamiento de estas entidades, Bruselas impone severos planes de reestructuración en los próximos cinco años.

Las entidades tendrán que reducir su tamaño en al menos un 60%, lo que implica despidos masivos, venta de filiales y participadas, prohibición de volver al negocio del ladrillo y dar créditos a las promotoras, regreso a sus regiones de origen y liquidación de la banca de inversión y del negocio al por mayor.

El vicepresidente de la Comisión Europea y comisario de Competencia, Joaquín Almunia, explicó que con este plan las entidades intervenidas podrán volver a ser rentables sin necesidad de más inyecciones de dinero público. Catalunya Banc y Novagalicia deberán ser vendidas a entidades mayores y si en 5 años no han encontrado comprador serán liquidadas. Almunia dijo que «los culpables» de que se haya llegado a esta situación son los gestores de las cajas, que demostraron que no eran «capaces de hacerse cargo de actividades financieras sofisticadas», de ahí la necesidad de que restrinjan el negocio a la banca minorista. Según el comisario español, este saneamiento debería devolverles un «papel activo en el crecimiento de la economía española».

Las acciones, preferentes y otros productos de deuda subordinada de entidades con ayudas sufrirán una quita que será fijada por cada entidad. Accionistas y tenedores de participaciones preferentes y productos híbridos deberán hacerse cargo de pérdidas que en conjunto sumarán hasta 10.000 millones de euros, a través de una quita sobre la inversión y su posterior conversión en acciones del nuevo banco propietario de cada caja.
Por otra parte, el plan de Bruselas incluye una transferencia de hasta 2.500 millones de euros a la Sociedad de gestión de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), que asumirá la parte del negocio de las antiguas cajas contaminado por la burbuja inmobiliaria hasta 45.000 millones.

La Asociación Española de Banca (AEB) considera que la inyección de Bruselas es «un hecho positivo por cuanto muestra que se están cumpliendo las fases establecidas en el Memorandum de Entendimiento para la reestructuración del sistema financiero». «Confiamos en que este proceso se culmine con éxito conforme a los plazos previstos», señaló la patronal bancaria en un comunicado.

Almunia dice que Bruselas no obligará a las entidades a aplicar el despido de 20 días

Almunia aclaró que la Comisión Europea no obligará a las entidades a aplicar a rajatabla la reforma laboral y permitirá cierto margen para que negocien con los sindicatos los ajustes de personal. Los diarios hablan de cerca de 11.000 despidos, que podrán negociarse con indemnizaciones superiores a los 20 días por año trabajado y exceder de las 12 mensualidades correspondientes a la extinción objetiva que marca la reforma laboral.

Tags: , , , , , , , ,